free web hosting | website hosting | Business Web Hosting | Free Website Submission | shopping cart | php hosting

¿PORQUÉ A VECES EL ESTUDIO SE HACE TEDIOSO?

Ps. Rocxana Croce P. 


MÉTODOS DE ESTUDIO

 
En el estudio, no solo es suficiente contar con inteligencia, incluso teniéndose un excelente C.I. no es raro escuchar a padres de familia quejarse de sus hijos “pero si mi hijo es bien inteligente, la evaluación psicológica que le hicieron dio ese resultado y me viene con estas pésimas notas”, o tampoco es inusual escuchar afirmaciones como “no le falta nada, todo lo que necesita se lo compro ”, o la típica de la maestra  “no se que le pasa a fulanito,  para en la luna, no se concentra”

Indudablemente la inteligencia es un aspecto importantísimo en el estudio, pero no determina los resultados.

 La Motivación por el estudio y los métodos y técnicas  que se tengan son aspectos que influyen  sin duda para que el estudiante logre mejores desempeños.

  Está demostrado que el éxito en los estudios está determinado en un 50% o 60% por la inteligencia y el otro porcentaje restante lo determinan factores ambientales, psicológicos y orgánicos.

 No basta solo con el deseo de ser mejores estudiantes, hace falta SABER ESTUDIAR y con  ello luego viene el gusto por esa actividad.

 NUNCA ES TARDE PARA APRENDER. Es evidente que si usamos más nuestra memoria, ella se acrecentará con el paso del tiempo. De lo contrario estaremos limitados y condenados  a ser seres más · vivientes·  que pensantes.

 Existen una serie de TÉCNICAS Y MÉTODOS DE ESTUDIO que como herramientas permiten el aprendizaje y la memorización.

 Todo ello se dará empezando por tener una correcta ORGANIZACIÓN, sin la misma es casi imposible construir algo.

 En ciertas etapas etapa de la vida, el estudio es la forma  de existencia principal. No hay actividad más puntual que ella y debe hacerse de manera DIARIA y consciente, nos referimos a la época formativa de estudiantes. No hay otra alternativa.

 Esto no consiste en sentarse cómodamente en el escritorio con los libros frente a uno; es más, el ESTUDIO es todo un proceso mental donde tenemos que ser  CONCIENTES del  COMPROMISO PERSONAL, base para nuestro desarrollo futuro.

Ello implica ser consciente de nuestros puntos débiles, de lo que se tenga que hacer cada día,  de las prioridades que deba dar a las actividades: llámese exámenes, trabajos, exposiciones, etc.

 Contar con un HORARIO DE ESTUDIO PERSONAL que como ayuda memoria me sirva para  calcular mis tiempos, organizarme y guiarme  en adelante. En este registraré mis tiempos: para el descanso, para mi alimentación, para el estudio, para el deporte, para las actividades sociales, por ejemplo.

 Funciona de manera efectiva y luego ello  generará la necesidad de tener  una ·agenda· a futuro donde continúe  con mi organización diaria.

 Como toda conducta para que se forme, necesita de hacerse repetitiva, constante, sino no se instala el hábito o la necesidad y el estudio y todas sus circunstancias no escapan de ello.

 

El LUGAR DE ESTUDIO Y EL MOMENTO DE ESTUDIO

 Requiere de un espacio apropiado, que cuente con las mínimas condiciones necesarias.

 - Una habitación apropiada, donde no existan distractores.

 - Tener una mesa suficientemente amplia que NO contenga encima objetos ajenos al estudio.

 - La silla debe ser cómoda, pero no tanto que provoque luego relax. El respaldar de preferencia un poco duro.

 - La postura no se debe descuidar, considerar  una distancia de 30 cms. aproximadamente entre la vista y el libro o material de trabajo en la mesa.

 - La ventilación será lo suficientemente aireada; evitar los lugares muy cerrados o lo contrario.

 - La iluminación de preferencia será blanca o natural (del día) y con una correcta dirección. Si es lámpara debe alumbrar la mesa de estudio.

 - El MOMENTO de estudiar dependerá del grado de CONCENTRACIÓN. Para algunos les es más fácil concentrase en las mañanas, para otros lo es en las tardes y también están los que se concentran mejor por las noches. Todo ello se debe considerar en el momento en que se elabore  el horario de estudio.

 - Empezar a estudiar los cursos más fáciles, para continuar con los más difíciles y terminar con los fáciles si es que quedan algunos pendientes.

 - Las horas de descanso son también  importantes y ellas deben de consignarse en el horario. Se calcula que por cada hora de estudio, corresponde  unos diez minutos de descanso, aproximadamente.

 - No dejar de dormir mínimo unas ocho horas diarias; es vital para restablecerse y empezar el día en mejores condiciones. El cuerpo lo pide y no hay que negárselo.

 Finalmente, estudiar implica, SABER, QUERER Y GUSTAR y  ello  con mucha constancia y compromiso personal.

 Al final, SE ESTUDIA PARA UNO MISMO.

 

 "Tómate tiempo para leer, es la fuente de la sabiduría."

Madre Teresa de Calcuta

 

                                                                                                                                                               Volver